EDUCACIóN

Salud al día
El empirismo en la medicina

La medicina ha pasado a través de la historia por la magia, el empirismo, las ideas de Galeno y Paracelso (los humores alterados y la necesidad de limpiar el interior del cuerpo), sangrías, drenajes, vómitos, purgas, pócimas, aplicaciones, compresas, etc. Se la consideró científica hace 150 años más o menos, a partir de la explicación de las enfermedades por la relación entre los síntomas-signos (la semiología) con la anatomía patológica. Los microbios y su especificidad. La inflamación y las respuestas del organismo para mantener su equilibrio interno. En las últimas décadas aparecieron la Tomografía computada, la Resonancia nuclear, la Ecografía, etc., que iniciaron la llamada práctica del diagnóstico por imágenes. "El diagnóstico instantáneo".

Dr. Tomás N. Cedeño M. (*)

La medicina ha pasado a través de la historia por la magia, el empirismo, las ideas de Galeno y Paracelso (los humores alterados y la necesidad de limpiar el interior del cuerpo), sangrías, drenajes, vómitos, purgas, pócimas, aplicaciones, compresas, etc. Se la consideró científica hace 150 años más o menos, a partir de la explicación de las enfermedades por la relación entre los síntomas-signos (la semiología) con la anatomía patológica. Los microbios y su especificidad. La inflamación y las respuestas del organismo para mantener su equilibrio interno. En las últimas décadas aparecieron la Tomografía computada, la Resonancia nuclear, la Ecografía, etc., que iniciaron la llamada práctica del diagnóstico por imágenes. "El diagnóstico instantáneo".

Eso incidió mucho en la relación médico paciente. Los estudios son como algo que se interpone entre el médico y el enfermo. El tiempo economizado no es aprovechado para el diálogo médico-paciente.

Después aparecieron los gérmenes resistentes a los antibióticos. El incremento de la población añosa hizo que tomaran prevalencia las enfermedades crónicas. Antes las enfermedades infecciosas eran la principal amenaza de muerte para el hombre, actualmente la vejez es lo que hace pensar en la muerte.

Cambios en las culturas (social, económico, político) influyen permanentemente en la Medicina. En el siglo XX Marx, Freud y Einstein enviaron mensajes semejantes: El mundo no es lo que parecía. Los valores son relativos. La confianza en el porvenir se transformó en perplejidad, casi en desencanto. Se atenuaron las creencias. Hay un contraste entre el creyente moderno (educado, inseguro, neurótico) y el creyente anticuado (paz interior, sereno, envidiable) (A. Watts). La Medicina no es una ciencia dura. Sin embargo crecen los intentos cuantificadores.

El acto médico se ha distorsionado. Ha dejado de ser una suerte de negocio sutil entre dos personas (K. Jaspers). No parece mostrar a un hombre enfermo que pide ayuda y a un semejante capacitado humana y técnicamente que se la presta (V. Weiszäker). El acto médico debe estar centrado en el paciente, y no en la autoridad del médico.

La publicitada reinstalación del Médico de familia, tiende a evitar o reducir las consultas espontáneas a especialistas. Deben reconocerse que el exceso de consultas puede ser nocivo. Pero para las empresas de salud no buscan un beneficio para los enfermos, sino un ahorro en el costo de las consultas, aunque tal actitud suele ser equivocada (cefaleas, palpitaciones, mareos, lumbago, vértigos y temblor senil, dispepsia, etc.) pues genera estudios innecesarios por parte de quienes no tienen experiencia suficiente, lo que aumenta desproporcionadamente los costos actuales de la atención medica.

Cabe recordar la definición de salud de la OMS: Bienestar bio-psico-social. La enfermedad, para Lain Entralgo, hace patente la condición corpórea del hombre (No puedo, me duele, el mal no me permite) "Estoy enfermo luego tengo cuerpo".

(*) Medico Neurocirujano. Miembro de la Sociedad Venezolana de Neurocirugía
Cel.: 04144260254
Email: tomasnoel@gmail.com
02/09/2009